100 millones de euros para el Plan Moves 2020

Ayudas a la compra de coches eléctricos

Son las nuevas medidas encaminadas a impulsar la industria automovilística tras la pandemia y, de paso, avanzar en la descarbonización. Repasamos las líneas maestras del plan de ayudas al automóvil que aprobará mañana el Gobierno. Incluye 450 millones de euros para impulsar las ventas de coches eléctricos.

Si no hay cambios de última hora, hoy se presentará el borrador del plan de ayudas a la industria del automóvil que ha preparado el Gobierno. El siguiente paso se dará mañana, cuando se espera se apruebe en Consejo de Ministros. En las diferentes fases que debe superar hasta su entrada en vigor, puede haber cambios, el que repasamos ahora es el reparto de dinero tal y como lo ha proyectado el Ejecutivo de Pedro Sánchez.

El presidente del Gobierno ha anunciado un plan de rescate a la industria del automóvil dotado de 3.750 millones de euros. Esta partida se repartirá en dos veces: 1.535 millones de euros se adjudicarán a lo largo de 2020; los 2.210 millones de euros restantes están fechados para 2021.

250 M€ para la renovación del parque automovilístico

Este es un primer dato importante, pero no el único.

Como anunció hace unos días, el Gobierno ha preparado un plan de acción para impulsar la industria automovilística nacional seriamente dañada por la COVID-19 con seis líneas de actuación fundamentales. En este enlace hacemos repaso a esas líneas maestras del plan de ayudas a la automoción; lo que ahora sabemos es qué presupuesto se destinará a cada una de ellas. En líneas generales:

  • 250 millones de euros para la renovación del parque automovilístico por otro más eficiente (esta partida la desgranamos a continuación con más detalle)
  • 260 millones para la mejora de la conectividad
  • 100 millones para la compra pública de innovación para infraestructuras de movilidad
  • 415 millones de euros para actividades de investigación y desarrollo (I+D+i) que aumenten la competitividad.
    Hay que destacar que, de esta cantidad, 25 millones de euros están pensados iniciativas de innovación en el campo del hidrógeno; 30 millones de euros serán para proyectos de innovación industrial en movilidad sostenible (aquí se incluye el Plan Moves Singulares)
  • 90 millones de euros en el ámbito de la formación, con 25 millones para un plan de actualización de las cualificaciones profesionales del sector y otros 15 millones para una campaña de acreditación de competencias profesionales
  • 5 millones de euros desde el año que viene a fomentar la formación en nuevas tecnologías
  • 45 millones de euros hasta 2024 en un plan integral de formación en diferentes habilidades vinculadas con el sector

450 millones en ayudas a la compra de coches

La partida más interesante para los conductores es la que asigna 450 millones de euros en ayudas a la compra de coches

Este paquete de ayudas se reparte, a su vez, en tres:

  • 250 millones de euros para la compra de vehículos de bajas emisiones, entendiendo por tales aquellos con emisiones de CO2 inferiores a 120 gramos por kilómetro recorrido
  • 100 millones de euros para la adquisición de vehículos eficientes. Esta es la partida destinada al Plan Moves 2 que aumenta así su dotación de los 65 millones de euros anunciados a un primer momento
  • 100 millones de euros para la renovación del parque de vehículos de la Administración por modelos sin emisiones

Hay letra pequeña. Los planes de ayudas están sujetos a la entrega de un coche de al menos 10 años de antigüedad para achatarrar (nos queda la duda de si esto también se exigirá para los coches eléctricos ya que se dijo que esta condición dejaba de ser obligatoria en la segunda edición del Plan Moves).

También limitan el precio máximo de los vehículos: 35.000 euros para los de propulsión y 45.000 euros para los enchufables y las personas con movilidad reducida.

El compromiso de los fabricantes

El plan de rescate a la industria automovilística implica la participación activa de fabricantes y distribuidores.

Según adelanta la agencia de noticias EuropaPress,los fabricantes de vehículos y de componentes se han comprometido a avanzar en la descarbonización del parque automovilístico español, con el objetivo de que las plantas nacionales fabriquen entre 700.000 y 800.000 vehículos eléctricos e híbridos enchufables para 2030.

Las marcas con fábricas en España trabajarán para la adjudicación de nuevos modelos electrificados en el país; y se impulsará la infraestructura de recarga de vehículos eléctricos, con la intención de alcanzar 340.000 puntos de recarga en el territorio nacional para 2030 y 830.000 puntos de cara a 2040.

También se impulsarán los servicios de carsharing de vehículos eléctricos y se apostará por la innovación en el sector y se pondrán en marcha programas de atracción de talento.

En el apartado de I+D+i, destacar que en apoyo a las medidas que tome la Administración, los fabricantes tratarán de convertir a España se convierta en un hub de pruebas piloto de conducción conectada y automatizada.

Por último, la colaboración entre el sector y la Administración buscará atraer la inversión que permita el desarrollo del conjunto del ecosistema de la movilidad y que este contabilice unos ingresos de 310.000 millones de euros para el ejercicio 2040. Para lograr dicho ecosistema de la movilidad serán necesarias inversiones por importe de 54.000 millones de euros hasta 2040, a lo que contribuirán tanto los fabricantes de vehículos y componentes, como el sector de la distribución, el de desarrollo de software, las infraestructuras TIC y la eléctrica.

Comparte